Un hábito en 21 días



Los hábitos son tan habituales, que a veces ni siquiera somos conscientes de todos los hábitos  malos que tenemos .
Tranquila estoy bien, no me ha dado ningún parraque, aún digo cosas con sentido 
(o eso creo yo, mi madre me dice lo contrario,  dice que no tengo la cabeza bien….qué cosas tiene la pobre)




Un día hablando con mi amiga Pilar, me contaba que se había propuesto estar 21 días sin  quejarse (que es el tiempo necesario para que un hábito sea hábito)

Me dejó boquiabierta y menos mal que estábamos sentadas

¡Qué difícil! Dios mío! Saca la calculadora, mira los días del mes y calcula más o menos cuantas quejas tendrás al cabo del día , mejor no las apuntes ,que te puede dar una vuelta de tripas y eso duele que te cagas

Haber quien es la guapa o el guapo ,que esta 21 día sin quejarse nada de nada ….ahora mismo la que viste y calza  o sea yo , me parece IMPOSIBLE , 21 días sin  gruñir , sin despotricar, sin lloriquear, sin patalear , sin poder gritar lo desdichada que eres a los cuatro vientos , ni una sola queja por caridad …..NADA de nada …

¿Creéis que Pilar lo consiguió?

¿Y Nosotros? ¿ Qué te parece lo intentamos?
Quizá nos cueste llegar  a los 21 días sin quejas pero ¿un fin de semana?
eso seguro que podemos 

A veces es mejor ponerse metas realizables que podamos conseguir fácilmente  día tras día ,ya que esto nos aumenta la AUTOESTIMA ,nos hace más felices y nos sentimos mejor
Y no una inalcanzable que nos desanime y nos haga sentir que no podemos o no valemos

Y NO queremos esto porque nosotras valemos UN HUEVO
 
¿Cuántas veces te has dicho hoy mirándote al espejo lo que vales?
¿Cómo qué ninguna? No tienes remedio, arrea pal espejo ….mira que te ,que te…..
 


Un abrazo

More

OFERTA

Formulario de contacto

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *